Infraestructura y operaciones de TI: tendencias para 2020

¿Qué pilares tecnológicos sustentarán la infraestructura digital este 2020? ¿Cómo impactarán en el ámbito de las operaciones de TI tendencias como la IA o la computación 'edge'?

centro de datos t-systems

Según los analistas de Gartner serán 10 las tecnologías y tendencias clave que impactarán en mayor medida en lo que respecta al mundo de infraestructura y operaciones en 2020. Estas tendencias, indica Ross Winser, director de investigación de la firma de análisis, son consecuencia de los efectos en cascada que han traído consigo el auge de tecnologías como la inteligencia artificial o la computación en el borde (edge computing). He aquí la lista:

 

Repensar la estrategia de automatización

Los analistas de Gartner advierten que en los últimos años han observado que el grado de madurez en lo que respecta a automatización es diverso en sus clientes. Aunque la mayoría de las organizaciones ya están automatizando en cierto nivel y tratan de reorientar a su personal para que realice tareas de mayor valor, lo cierto es que la mayor parte de inversiones que se realizan en estas tecnologías no se abordan teniendo en cuenta una estrategia general de automatización.

¿Qué ocurre? Que las empresas corren el riesgo de acabar teniendo herramientas y procesos duplicados y costes ocultos. Urge, por tanto, liderar adecuadamente la estrategia de automatización; tarea que para los analistas de Gartner ya estará lista en torno a 2025.

 

TI híbrida frente a la confianza en la recuperación ante desastres

Como explica Winser, la infraestructura que tienen hoy las empresas se encuentra en muchas ubicaciones, desde centros de colocation a centros de datos propios (on premise), en entornos edge y en servicios cloud. “La TI híbrida afectará seriamente a la planificación de la recuperación de desastres de las empresas incumbentes, si es que no lo ha hecho ya”, vaticina el experto.

Las organizaciones deben analizar, por tanto, qué características precisan para establecer los niveles correctos de resiliencia en los nuevos entornos (cloud, etc.). De hecho, la consultora anticipa que para 2021 la causa principal del 90% de los problemas de disponibilidad basados en la nube será la imposibilidad de utilizar plenamente las capacidades de redundancia nativa del proveedor de servicios cloud.

 

Aumento de la agilidad y DevOps

Para los expertos de Gartner, es importante que las empresas que intenten escalar DevOps actúen en 2020 en aras de encontrar un enfoque eficiente para el éxito. Escalar es, según gartner, el gran escollo que encuentran las organizaciones que afrontan este tipo de proyectos. “La adopción de un enfoque de plataforma compartida permite a los equipos de producto aprovechar un conjunto de posibilidades de herramientas digitales de I&O, al tiempo que se benefician de los estándares de gobierno y la eficiencia necesarios para la escalabilidad”.

 

La infraestructura está en todas partes y los datos también

Para 2022, el 60% de las infraestructuras de TI de las empresas se focalizarán en centros donde los datos tengan un papel esencial, más que en los centros de datos al uso. “Es comprensible que se quiera acercar cargas de trabajo seleccionadas a los usuarios por razones de rendimiento y cumplimiento; sin embargo, nos dirigimos con rapidez a escenarios en los que estas mismas cargas de trabajo se ejecutan en muchas ubicaciones lo que hace que los datos sean más difíciles de proteger”, apuntan desde la firma de análisis.

 

Abrumador impacto del internet de las cosas

Es improbable que un solo proveedor brinde una solución completa de extremo a extremo en materia de IoT. Teniendo esto en cuenta, el área de infraestructura y operaciones debe participar en la planificación de estos proyectos desde el principio, con objeto de comprender a escala el modelo de servicio y apoyo propuesto.

 

El reinado de la nube distribuida

Este término se refiere a la distribución de servicios públicos de nube en diferentes ubicaciones físicas mientras que la operación, el gobierno, las actualizaciones y la evolución de esos servicios son responsabilidad del proveedor de la nube pública de origen. “Las nuevas opciones para la nube distribuida permitirán a los equipos de infraestructura y operaciones ubicar los servicios públicos de nube allí donde elijan, algo que podría ser realmente atractivo para los líderes que buscan modernizarse utilizando la nube pública”, en palabras de Winser.

Según el analista, el entusiasmo que existe en torno a servicios como AWS Outposts, Microsoft Azure Stack o Google Anthos debe ir acompañado de una diligencia especial para asegurar que los equipos de infraestructura y operaciones comprendan bien el modelo de entrega de estas soluciones.

 

Experiencia ‘inmersiva’

Esta tendencia se refiere a cómo afecta el auge de la experiencia de cliente en los servicios que proporciona el área de infraestructura y operaciones. Según los expertos de Gartner, es cada vez más importante que la experiencia de uso de los servicios de esta área sea de buena calidad. “Integración sin fisuras, respuestas rápidas y cero tiempo de inactividad son ahora expectativas básicas del cliente”, apunta el analista.

 

Democratización de las TI

Gartner apunta también como tendencia el low-code (código bajo), un enfoque de desarrollo que facilita la creación de aplicaciones y que cada vez resulta más atractivo para las unidades de negocio. Permite a los desarrolladores de distintos niveles de experiencia crear aplicaciones para web y móviles con poca o ninguna experiencia en escribir código, lo que impulsa en gran medida un modelo de autoservicio para las unidades de negocio, que así pueden evitar recurrir a los servicios centrales de TI para elaborar un plan de proyecto formal.

“Cuando este concepto de low-code impere, se pedirá a los equipos de infraestructura y operaciones que presten servicios”, según Winser.

 

Cambio cultural de los equipos de red

En muchos casos, los equipos de red han destacado por el despliegue de redes de alta disponibilidad, lo que a menudo se logra mediante una prudente gestión del cambio. Pero para los equipos de infraestructura es difícil mantener este ritmo de cambio. “Los desafíos culturales que supone trabajar para evitar riesgos, la deuda técnica y el hecho de que los proveedores estén más encerrados en sí mismos suponen que algunos equipos de la red se enfrentan a un duro camino por delante. 2020 tiene que ser el momento de los cambios culturales, ya que la inversión en nuevas tecnologías de red es sólo una parte de la respuesta”, según el experto.

 

Gestión de infraestructuras digitales híbridas

El carácter híbrido de las infraestructuras digitales hace que los líderes de TI deban afrontar una mayor complejidad y escala en la gestión. Las organizaciones deben abordar con un nuevo enfoque los principales problemas de gestión de una infraestructura híbrida. “Se trata de un área emergente, por lo que las organizaciones deben tener cuidado con los proveedores que dicen tener herramientas que ofrecen una única solución a todos sus problemas de gestión híbrida en la actualidad. En los próximos años, sin embargo, esperamos que los proveedores centrados en gestión de infraestructuras digitales híbridas ofrezcan mejoras que permitan a los CIO obtener las respuestas que necesitan de forma más rápida”.

 



Contacte aquí con T-Systems para más información.

Whitepapers

wp sap SAP

revista t-systems Experiencias

Webinars